Esta diatriba de nadar contra la corriente o navegar hacia el futuro, la podemos observar desde la siguiente analogía: estábamos acostumbrados a una fórmula, el mercado se nos presentaba como un río de amplio cauce, nosotros navegábamos en nuestra canoa, remando por esas aguas que aunque nos parecían rápidas y con mucha corriente, navegar por ellas no era tan complejo, el líder que nos guiaba iba en una lancha rápida más adelante que nosotros; pero por más que fuera rápido, no lo perdíamos de vista, lo que nos permitía ir resolviendo el día a día, los problemas que se nos iban presentando.
¿Nadar contra la corriente o navegar hacia el futuro?

¿Nadar contra la corriente o navegar hacia el futuro?

Esta diatriba de ¿nadar contra la corriente o navegar hacia el futuro?, la podemos observar desde la siguiente analogía: estábamos acostumbrados a una fórmula, el mercado se nos presentaba como un río de amplio cauce, nosotros navegábamos en nuestra canoa, remando por...
Support